El Padre Nuestro - Mateo 6:6-13


Al presentarnos El Padre Nuestro que nos dio Jesucristo, La Biblia dice, “Cuando ores, entra en tu aposento, y cerrada la puerta, ora a tu Padre que está en secreto; y tu Padre que ve en lo secreto te recompensará en público. 

Mary Baker Eddy, la fundadora de la Ciencia Cristiana, nos da un sentido espiritual del Padre Nuestro en la página 16 de Ciencia y Salud.

Padre nuestro que estás en los cielos,
Nuestro Padre-Madre Dios, todo-armonioso,

Santificado sea Tu nombre.
Único adorable.

Venga Tu reino.
Tu reino ha venido; Tú estás siempre presente.

Hágase Tu voluntad, como en el cielo, así también en la tierra.
Capacítanos para saber que – como en el cielo,
Así también en la tierra – Dios es omnipotente, supremo.

El pan nuestro de cada día, dánoslo hoy;
Danos gracia para hoy; alimenta los afectos hambrientos;

Y perdónanos nuestras deudas, como también nosotros perdonamos a nuestros deudores.
Y el Amor es reflejado en el amor;

Y no nos metas en tentación, mas líbranos del mal.
Y Dios no nos mete en tentación, sino que nos libra del pecado, la enfermedad, y la muerte.

Porque Tuyo es el reino, y el poder, y la gloria, por todos los siglos.
Porque Dios es infinito, todo poder, todo Vida, Verdad, Amor, está sobre todo, y es Todo.

 
“Para orar correctamente, debemos entrar en el aposento y cerrar la puerta. Debemos cerrar los labios y silenciar los sentidos materiales. En el santuario callado de las aspiraciones sinceras, debemos negar el pecado y declarar la totalidad de Dios. Debemos resolvernos a tomar la cruz, y con corazones honestos salir a trabajar y velar por la sabiduría, la Verdad y el Amor. Debemos "orar sin cesar". Tal oración es respondida en la medida en que llevemos nuestros deseos a la práctica. El mandato del Maestro es que oremos en secreto y dejemos que nuestras vidas atestigüen nuestra sinceridad.”  Ciencia y Salud con la Llave de las Escrituras, p. 15:14

El texto Biblico ha sido tomado de la version Reina-Valera © 1960 Sociedades Biblicas en America Latina ; © renovado 1988 Sociedades Biblicas Unidas. Utilizado con permiso.

 

 Artículos Relacionados